Qué ver en Kernavé, en Lituania

Durante nuestro viaje a los Países Bálticos, conocimos un lugar milenario poco conocido por el turista. Después de pasar tres días en Vilnius (puedes leer aquí lo que hicimos en la capital de Lituania) en nuestro camino hacia Riga decidimos parar en Kernavé.

Qué ver en Vilnius en tres días

El trayecto a Kernavé desde Vilnius es muy, muy bonito. Envueltos en un verde paisaje, hemos podido conocer la Lituania más rural, en la que las vacas campan a sus anchas, los frondosos árboles se elevan buscando el cielo, y las casas de madera típicas nos muestran que allí, envuelto entre tanta naturaleza también viven personas. Incluso pudimos ver una bonita iglesia por el camino.

IMG_7402

Y vaya que si valía la pena… Este idílico pueblo es la puerta de entrada al valle de Neris, cuyas abruptas colinas fortificadas recuerdan la presencia de una civilización desaparecida hace mucho tiempo. La entrada al pueblo es muy bonita, y sus casas típicas de madera nos dan la bienvenida.

Aparacamos el coche y nos dirigimos a la mayor reserva arquológica de Lituania, la cual fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2004. Los hallazgos que se han hecho, reflejan que el lugar estaba habitado en el año 9000 a.C. Además en el siglo XIII Kernavé fue la primera capital de las tribus lituanas unidas además de ser un floreciente centro comercial. Así pues, estamos en un sitio con gran historia, atacado y saqueado en 1365 por los cruzados del norte al tratarse de un lugar pagano. Es fácil llegar a la reserva, ya que solo hay que seguir desde las indicaciones. El entorno es precioso, y la pequeña avenida que lleva al antiguo asentamiento está decorada con jardines y concluye con una pequeña iglesia.

Nada más pasar la iglesia se pueden ver los antiguos asentamientos. En una palabra: IMPRESIONANTE.

20160805_113327

No hay entrada que pagar, ya que está todo al aire libre. La zona protegida comprende cinco enormes montículos con murallas y fortificaciones medievales. Unos escalones de madera conducen hasta la cumbre de las colinas, desde donde hay hermosas vistas. Y por allí hemos paseado, hemos jugado y corrido con nuestros niños los cuales se lo han pasado genial.

Desde Kernavé y en dirección a Riga se puede llegar a otro de los símbolos de Lituania, “La colina de la cruces” la cual está a las afueras del pueblo dirección a la frontera.

20160805_162045

Lee también nuestro artículo sobre este lugar:

La colina de las cruces. Símbolo de la resistencia lituana

Así pues, en un trayecto desde Vilnius a Riga os recomendamos parar en estos dos lugares tan fantásticos de un país como Lituania que es verdaderamente sorprendente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies